Feminicidio de Jessica González: Diego Urik es sentenciado a 50 años de prisión

Finalmente hay sentencia tras el feminicidio de Jessica González Villaseñor.

Diego Urik, acusado por el feminicidio de la joven profesora, pasará 50 años en prisión, en el penal de Mil Cumbres, un centro penitenciario ubicado en la carretera Morelia-México.

Ante la sala abarrotada, el juzgador Ariel Montoya Romero informó sobre su decisión, considerando que fue justa la petición de la defensa, ya que el sentenciado habría incurrido en actos como la cosificación de la víctima.

También se determinó un pago por un millón 246 mil pesos por daño moral, gastos funerarios y la muerte de Jessica.

Tras el feminicidio, la familia cercana de la joven tendrá acceso a 12 sesiones de tratamiento psicológico.

¿Qué pasó con Jessica?

Jessica González Villaseñor fue reportada como desaparecida ante la Fiscalía General del Estado de Michoacán (FGE) el 21 de septiembre de 2020; la presión social en las redes sociales a nivel local y nacional impusieron a las autoridades a resolver y actuar de forma inmediata.

Esto permitió ubicar en las siguientes horas el equipo móvil de la víctima en la casa de residencia de Diego Urik, en el fraccionamiento Montaña Monarca.

En aquellos días hubo movilizaciones feministas, con mujeres exigiendo justicia para Jessica.

Diego Urik pidió apoyo a sus amigos para evadir la acción de la justicia, pues era el principal sospechoso del feminicidio. En el encubrimiento participaron otras personas, según se reveló después.

El 25 de septiembre, elementos de la Fiscalía estatal encontraron el cuerpo de Jessica, víctima de asfixia y de múltiples golpes contusos en la cabeza y el resto del cuerpo.

En un intento por encontrarlo, la autoridad emitió la primera ficha de búsqueda. La oferta era de un millón de pesos para quien aportara información que permitiera dar con su paradero, pero nadie cobró tal oferta. Fue ubicado en un operativo conjunto con autoridades de Jalisco y Michoacán.

El joven fue detenido el 30 de septiembre de ese año en Jalisco.

El caso concluye dos años después, cuando este miércoles 15 de febrero Diego Urik fue sentenciado a varias décadas en prisión.